La razón por la que EE.UU. impone restricciones a las embarcaciones mexicanas para acceder a sus puertos


La decisión entrará en vigor a partir del 7 de febrero.

El Gobierno de EE.UU. aplicará restricciones para el acceso a sus puertos a las embarcaciones mexicanas por no frenar el flujo de pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR) en las aguas estadounidenses del Golfo de México.

La decisión, que entrará en vigor a partir del 7 de febrero, se produce en el marco del informe bienal de 2021 que entregó la Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica de EE.UU. (NOAA, por sus siglas en inglés) al Congreso estadounidense, y en el que México fue certificado negativamente por la persistencia de actividades de pesca INDNR.

Las medidas, según informó la NOAA, incluyen someter a las embarcaciones pesqueras mexicanas a limitaciones en el acceso a los puertos de EE.UU. y evaluar «posibles restricciones a la importación de pescado y productos pesqueros». Uno de los objetivos de estas restricciones es la protección de las preciadas poblaciones de pargo rojo, también conocido como huachinango, que son perseguidas por los pescadores de la región.

La NOAA alega que las embarcaciones mexicanas incurren frecuentemente en la pesca ilegal, de acuerdo a los informes bienales entregados al Congreso en los años 2015, 2017 y 2019. Además, asegura que se ha detectado que los pescadores mexicanos han ocasionado la «captura incidental» de tortugas marinas, lo que puede afectar negativamente los ecosistemas oceánicos.

El organismo estadounidense advierte que estas actividades ilegales socavan los esfuerzos para gestionar y reconstruir la pesca sostenible, devastan las poblaciones de peces y sus hábitats, y son una amenaza contra la seguridad alimentaria.

Exigencias a México para 2023

Las autoridades mexicanas, de momento, no han emitido una reacción sobre las medidas restrictivas. Por su parte, la NOAA recalcó que para que México obtenga una certificación distinta el año que viene, deberá cumplir una serie de requisitos, como disminuir en forma cuantitativa el volumen de las incursiones de embarcaciones mexicanas en aguas estadounidenses.

Además, México tendrá que cooperar en el traslado «seguro y oportuno» de sus connacionales detenidos en EE.UU. por practicar la pesca ilegal y aumentar el patrullaje en lanchas y la presencia policial en las costas donde se originan las actividades ilícitas.

Además de esas condiciones, la NOAA consideró necesario que su vecino haga esfuerzos para mejorar el seguimiento y control de las embarcaciones,y aumente el intercambio de información y el control policial en el límite marítimo del Golfo de México.

México también deberá participar en «reuniones periódicas de planificación» para coordinar «acciones operativas» y detectar lanchas que cometan ilícitos, si quiere obtener la certificación de EE.UU., además de garantizar que sus exportaciones pesqueras sean producto de la pesca legal. 



Source link

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *