México comprará medicinas en el extranjero con ayuda de la ONU para no ser “rehén” de la corrupción

La Secretaría de Salud invertirá más de 2.800 millones de dólares en adquirir medicamentos fuera del país, luego de que el presidente López Obrador acusó a algunas farmacéuticas de querer «doblegar» al Gobierno.

México comprará medicinas en el extranjero, con ayuda de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS), a fin de evitar actos de corrupción e irregularidades relacionadas con el abastecimiento de medicamentos.

El secretario de Salud, Jorge Alcocer, precisó que el monto destinado a la compra de fármacos en 2021 será de alrededor de 60.000 millones de pesos (unos 2.683 millones de dólares). 

Así lo anunció el funcionario al término de una reunión con las mencionadas agencias de Naciones Unidas.

 El enlace del Gobierno mexicano con la OMS y la OPS será el representante permanente de México ante la Organización de Naciones Unidas, Juan Ramón de la Fuente.

Trabajadores de la salud en un hospital de Monterrey, Nuevo León, México, 14 de julio de 2020.Daniel Becerril / Reuters

El pasado martes, durante su conferencia matutina, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, explicó que la medida obedece a las dificultades que ha tenido su Gobierno para adquirir medicamentos, dados los altos niveles de corrupción que prevalecen en el sector. 

«Se nos ha dificultado porque era mucha la corrupción en la compra-venta de medicamentos, pero algo escandaloso, de miles de millones de pesos.

Y los que se beneficiaban con la venta de medicamentos están molestos, hay hasta campañas en medios hablando de la escasez de los medicamentos, porque ellos saben que ya se termina la corrupción», señaló.

En este sentido, López Obrador agregó que algunas farmacéuticas pretendían «doblegar» al Gobierno. 

«No vamos a estar como rehenes de grupos que hacían su agosto, que lucraban, que vendían hasta medicamentos adulterados, caducos, que acaparaban todas las compras del Gobierno de medicamentos, laboratorios muy famosos que pensaban que por tener buenas relaciones con los medios de información y con campañas de desprestigio al Gobierno, que nos iban a doblegar», dijo el mandatario mexicano. 

En enero pasado, el Gobierno federal acusó al laboratorio Pisa de retener deliberadamente, en complicidad con algunos directores de hospitales públicos, la entrega de medicinas para el tratamiento de niños con cáncer, situación que ha provocado una serie de protestas por parte de los familiares de los menores afectados. 

El desabastecimiento de medicamentos ha sido una constante desde 2019, cuando el Gobierno anunció una serie de recortes y medidas para impedir que empresas del sector farmacéutico hicieran negocios con sobreprecio en sus ventas. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *