Pruebas de embarazo caseras: ¿funcionan?


Una prueba de embarazo funciona al detectar la hormona Gonadotropina Coriónica Humana (HCG) que el cuerpo produce cuando un óvulo fecundado se adhiere a la pared del útero al inicio del embarazo. Las pruebas de embarazo caseras se realizan, idealmente, con la primera orina del día. No obstante, se suele recomendar realizar un análisis de sangre para corroborar la presencia del embarazo.

Los test de sangre se hacen en un consultorio médico y detectan cantidades pequeñas de la hormona, por lo que son capaces de señalar con rapidez si se está embarazada o no. Por lo general, las mujeres llegan a la consulta tras haber realizado un test en casa.

Estas pruebas caseras son las más populares y sencillas de hacer. Suelen ser baratas, se pueden conseguir en cualquier farmacia y son autoadministrables. Pero ¿qué tan confiables son?

Primeros síntomas del embarazo

Uno de los síntomas más famosos de embarazo son las náuseas.

Una mujer se realiza una prueba de embarazo cuando sospecha de su existencia. Para ello, debe sentir alguno de los primeros síntomas que van más allá del clásico retraso de la menstruación, ya sea por algunos días o uno o más meses consecutivos.

La realidad es que, según el Instituto Nacional de Salud, la ausencia del periodo puede ser causada por otras variables como la diabetes, el síndrome de ovario poliquístico, los trastornos alimenticios e, incluso, por tomar píldoras anticonceptivas. Ahora bien, ¿cuáles con los primeros síntomas del embarazo?

Náuseas y/o vómitos

Estos tradicionales síntomas pueden comenzar en cualquier momento entre las 2 y las 8 semanas de gestación. Esto sucede por los efectos de la gonadotropina coriónica humana (GCH), aunque no siempre ocurre y algunas mujeres suelen tener embarazos libres de vómitos.

De hecho, según una encuesta sobre los síntomas del embarazo realizada por la Asociación Estadounidense del Embarazo, el 25 % indicó que las náuseas eran el primer signo de embarazo.

Manchado o sangrado leve

Las manchas leves se conocen como sangrado de implantación. Ocurren cuando el embrión se implanta en el útero entre 6 y 12 días después de la concepción. Algunas mujeres experimentan manchado y calambres, aunque solo el 3 % de las mujeres encuestadas identificó al sangrado de implantación como su primer síntoma.

Pruebas de embarazo caseras: hazte una si tienes cambios en los senos

El aumento de las hormonas y el cambio en la estructura de los pechos provocan sensibilidad en los pezones y las mamas en general a partir de las tres o cuatro semanas desde la concepción. Alrededor del 17 % de las encuestadas dice que este fue su primer síntoma.

Lee también: ¿Cuáles son las etapas del embarazo?

Micción frecuente

Síntomas de gastroenteritis
Las ganas frecuentes de orinar pueden llegar a indicar un embarazo.

La necesidad de orinar es común durante el embarazo. La GCH aumenta el flujo sanguíneo a la región pelvica y, también, las ganas de orinar. Suele ocurrir entre las 6 y 8 semanas.

Fatiga o cansancio

Debido al aumento de los niveles de progesterona y al esfuerzo del cuerpo para apoyar el embarazo, las mujeres dicen sentirse cansadas al inicio del embarazo. Es algo que desaparece en el segundo trimestre y puede regresar cerca del parto.

Dolores de cabeza

Los dolores de cabeza son frecuentes durante el primer trimestre del embarazo. Sus principales causas son las hormonas, el estrés y la tensión del cuerpo por cargar peso adicional.

Pruebas de embarazo caseras

En cualquier farmacia, puedes conseguir una prueba de embarazo casera. Estos tests de orina incluyen una tira reactiva o un recipiente de recolección, todo depende de la marca. Generalmente, deben seguirse algunos pasos como:

  • Poner la tira debajo del chorro de orina por entre 5 y 10 segundos. En caso de que tenga un recipiente de recolección, orinar allí e insertar la tira reactiva en el recipiente por 5 a 10 segundos. Transcurrido este tiempo, se mostrará el resultado de la reacción entre el reactivo de la tira y la GCH, todo depende de cada kit.
  • La tira reactiva puede tener una ventana con un signo más o menos, la línea simple o doble u otras señales que mostrarán si está embarazada o no. Tendrá instrucciones de cómo leerlo.

Existen casos de falsos positivos; es decir que el test diga que estás embarazada cuando no es cierto. Esto puede producirse si perdiste un embarazo poco después de que el óvulo fecundado se adhiera al revestimiento del útero o si te haces una prueba de embarazo poco después de tomar un tratamiento de fertilidad. Los resultados pueden ser erróneos por un embarazo ectópico, menopausia o problemas en los ovarios.

Lee también: ¿Cómo evoluciona el embarazo ectópico?

Pese a lo anterior, si los resultados indican que estás embarazada, haz una cita con el médico para confirmar los resultados con una prueba de sangre o, en su defecto, que averigüen qué ocurre con tu cuerpo.

En caso de que no se tenga acceso a alguno de estos test cuya veracidad está comprobada científicamente, hay varias pruebas que según anécdotas de la cultura popular funcionarían cuando la Gonadotropina Coriónica Humana (GCH) reacciona con los compuestos. Por supuesto, no existen evidencias científicas al respecto.

Embarazo críptico: darte cuenta de que serás mamá momentos antes del parto.
Si bien existen los falsos positivos, las pruebas de embarazo caseras se consideran muy fiables.

Champú, otra de las pruebas de embarazo caseras populares

Recoge la orina en un recipiente de plastico y en otro envase mezcla con champú y agua. Se creará una mezcla jabonosa que deberás mezclar con la orina y vigilarla.

Si hace espuma, se supone que es positivo. La gente asegura que funciona porque la GCH reaccionaría con el champú y lo haría burbujear, pero la ciencia aún no demuestra nada.

Azúcar

Para usarlo, coloca una cucharada de azúcar en un recipiente de plástico y añade, también, una cucharada de orina. Si el azúcar se forma en grumos, sería positivo; en cambio, si se disuelve rápidamente, sería negativo. Dicen que sirve porque la hormona del embarazo no permite que el azúcar se disuelva, pero no hay evidencias que lo avalen.

Pasta dental

Para usar la técnica de la pasta de dientes, añade crema en un recipiente y, luego, orina. Debe ser blanca porque la idea es comprobar si se vuelve azul. En caso de que lo haga, el resultado sería positivo. La cultura popular dice que funciona porque la pasta de dientes cambia de color cuando entra en contacto con GCH.

¿Se puede confiar en el resultado de las pruebas de embarazo caseras?

¿Qué es el hipotiroidismo congénito?
Si el test de embarazo casero da positivo, solicita una cita con tu ginecólogo para confirmar el embarazo.

Claro que sí, En general, los resultados de las pruebas de embarazo caseras son fiables. Solamente frente a determinadas situaciones, como las mencionadas anteriormente, aparecen los falsos positivos.

Por el contrario, las últimas pruebas explicadas son supuestos. La ciencia solo respalda la efectividad de las pruebas de embarazo caseras y las de sangre. Si presentas alguno de los primeros síntomas del embarazo, lo más aconsejable es que te hagas alguna prueba para salir de dudas. Y, por supuesto, acude a tu médico de confianza.



Source link

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *